miércoles, junio 24, 2009 |
Deja ya de preocuparte, de angustiarte tanto por el mañana. Para la inmensa mayoría el mañana... es el hoy.

Deja ya de preocuparte, de atormentarte por tantas cosas secundarias que no necesitas ni son esenciales para tu vida. Evitarás muchas congojas.

Deja ya de preocuparte y de inquietarte por nimiedades y por pequeñeces que tu mente suele acrecentar, agigantar.

Deja ya de preocuparte y de apurarte por todo aquello que no depende de ti ni está en tus manos ni bajo tu control. Eso sí, ten anclada tu voluntad en la del Señor: «El viento mueve la veleta... no la torre». ¡Tú sé torre!

Deja ya de preocuparte y de torturarte por lo que han dicho o lo que dirán. Tú actúa rectamente y sigue adelante. Desaparecerán muchos de tus problemas.

Deja ya de preocuparte y de inquietarte porque no has podido ser ni has obtenido aquello que tanto deseabas. La felicidad estriba en: «Ser lo que ahora eres... y buscar la felicidad para los demás».

Como dice J. Anouilh:

«Las preocupaciones acaban por comerse las unas a las otras, y al cabo de diez años... uno se da cuenta que sigue viviendo».

Autor: Anónimo
Imagen: http://s2.fotolog.com.ar
Image and video hosting by TinyPic
Category: |
You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.

8 Dejaron huellas de su paso...:

On 24/6/09 02:47 , Rebecca dijo...

hola Siry, te conozco a traves de mi amiga Griselda. Tu consejo es muy sabio. Lamentablemente hay personas a quienes no les llega este mensaje. Te felicito por tu blog tan bonito. Un saludo de Berlin. Rebecca

 
On 24/6/09 04:58 , Laura-Sujami dijo...

Como lo sabes Siry!! realmente es así. "Las preocupaciones acaban por comerse las unas a las otras, y al cabo de diez años, uno se da cuenta que sigue viviendo».

Las preocupaciones sólo nos traen dolores de cabeza, ponemos barreras y límites y no nos dejar ver el día con total claridad y serenidad. Las preocupaciones hace que estemos siempre en tensión, que tengamos el cuerpo en estado de alerta y no nos damos cuenta, pero el cuerpo sufre por estas cosas y mucho, hay que darle más paz, serenidad, tranquilidad, más aire, respiro, alegrías, risas, bailes, cantes aunque sean tarareos, en fin.

Elminemos las preocupaciones innecesarias y veamos siempre el día con plena luz.

Un abrazo y feliz día :)

 
On 25/6/09 00:08 , Adrisol dijo...

si el problema no tiene solución..para qué preocuparse..

si el problema tiene soluciòn....para qué preocuparse....

sólo deberíamos ocuparnos !!
muy buena entrada..

un abrazo

 
On 25/6/09 04:02 , Carol dijo...

Muy buena tu entrada Siry. Mientras nos preocupamos por cosas pasadas dejamos de vivir el presente.
Un fuerte abrazo.

 
On 25/6/09 16:11 , Daniel Muñoz dijo...

Felicitándote en tu segundo aniversario!

 
On 27/6/09 12:34 , HGCIBELE dijo...

HOLA, GRACIAS POR TODO Y ESTE LUGAR ESTÁ HERMOSO, TE FELICITO. UN ABRAZO DE PROSPERIDAD

 
On 28/6/09 02:12 , Alma dijo...

La mente distorsiona un montón de cosas.
tenemos cinco sentidos fuera, y se nos olvida el más lindo el sexto, el del corazón, late sin más, sin esperar nada, todo como regalo de vida y sigue latiendo y dándote vida tan solo para que tú te ames, todo lo demás es pasajero, todo son cosas y necesidades de nuestra mente.

Existen tantas cosas y necesidades como creemos???? o tan solo son fruto de nuestras tonterias y de nuestros sentidos exteriores????

Un besito, muak!!!!!!

 
On 28/6/09 19:30 , Belkis dijo...

Si te encuentras preocupado por algo que sucederá en el futuro, puedes decirte "me preocuparé mañana, no hay ningún motivo de preocuparse hoy, tardará en suceder". Cuando vuelva el problema a tu cabeza, intenta está técnica: retrasa preocuparte un día más. El hecho es que la mayoría de preocupaciones nunca suceden, retrasarlo es una forma de torear nuestra mente negativa. La naturaleza de nuestra mente es crear problemas y cosas para preocuparse, está es una manera de olvidarse. Gracias por este post muy acertado. Besos

 
Blog Widget by LinkWithin